24 de septiembre de 2008

Un poco más sobre Manifest

Por Sof Téllez

Hace unos meses llevé a cabo -junto con una amiga muy querida- una serie de entrevistas a distintos representantes de promotoras del país. Desde los pequeñitos (Noiselab, Kontrabando, Ache) hasta el monstruo patón Ocesa. El punto era tratar de esbozar cuánto cuesta traer a una banda a México y por qué generalmente el costo de un boleto en este país es más caro que en muchos otros lados del mundo. El reportaje salió publicado en la revista WARP, hace ya un par de meses creo. Las entrevistas que hicimos fueron muy extensas, pero lamentablemente no pudimos incluir todo lo que los diferentes representantes de las promotoras explicaban. Hoy, con motivo de la revelación del esperado -y un tanto decepcionante para muchos- cartel del Manifest, publico en 10:1 la entrevista que quedó un poco archivada por su longitud.



Leyendo algunos comentarios que la gente ha hecho sobre el manifest, me di cuenta de que realmente la gente ignora lo que está detrás de un festival y al parecer lo más sencillo es abrir la boca para decir mentadas a diestra y siniestra, sin tener la menor idea de lo que implica la organización de este tipo de eventos, los juegos que hay entre algunas de las propias promotoras y otros aspectos relevantes a tomar en cuenta. Yo, desocupado lector, era una de esas personas, hasta que mi amiga me invitó a colaborar en su reportaje.

De ninguna manera se entienda la publicación de este texto como alguna estrategia para promocionar al Manifest, yo misma no estoy segura de querer pagar ese boleto porque serían 500 pesos más cargos por ver a Broken Social Scene... y pues no. Léanlo y que su propio juicio tenga la última palabra; es solo que a mí me resulta relevante conocer el punto de vista de los organizadores, que pocas veces tienen el chance de explicarse ante el público.

Como ya dije, la entrevista tiene varios meses de haberse realizado, por lo menos tres o cuatro... Disculpen la mala memoria y la hueva de revisar mis archivos. La plática se realizó en un lugar súper fífiris en Polanco, donde el menú no tenía precios y la gente era bonita. Los entrevistados: Mauricio Díaz y Michelle Campuzano de Banana, la agencia que organiza el Manifest.

¿Qué es Manifest?

MD: Manifest es un proyecto original de Jorge Alor. Surge al mismo tiempo que la revista Sonika; al mismo tiempo pero no a la par, son cosas que no necesariamente tienen que ver la una con la otra. Como pequeño proyecto autónomo, el primer Manifest fue en el Claustro de Sor Juana y buscaba cumplir una utopía, hacer una propuesta musical que nunca se había tenido. En ese concierto tocaron Gus Gus y los Nena, hace ya casi ocho años. La primera vez que tocó Kinky en el DF fue ahí, antes de todo su boom.

Comenzó como algo pequeño, como el Indie-O, en el salón 21; luego creció. A la par, la empresa que yo dirijo, Banana, también empezó a desarrollarse. Es una agencia, nos dedicamos a hacer promociones, lanzamientos, fiestas, presentaciones de marcas. En ese momento Manifest se convierte en un cliente de Banana, porque empezamos a producirles el festival. Banana es como la inc que hace el Manifest. Después nos convertimos en un equipo más grande que nos permitió crecer y nos animamos a hacer un intento de festival grande en el Roots. Estuvieron Radio 4, The Kills y The Faint. Empezamos a traer bandas internacionales y supimos que el proyecto realmente comenzaba a crecer.

Luego nos fuimos al Toreo, a un evento mucho más grande, con los Delays y Pretty Girls Make Graves. Además contábamos también con la escena nacional, Six Million Dollar Weirdo, Chetes, Pastilla; todo esto repartido en tres escenarios. Se vuelve un festival más grande, con más asistencia, lo cual nos deja hacer lo que siempre habíamos querido hacer, un festival que cumpliera con las características de un evento que hasta ese momento en México no existía.

Se hizo más grande, llegamos a la Alameda con escenarios "de a de veras", construidos desde cero.

MC: Manifest es una plataforma para nuevos talentos, buscamos bandas que tengan un talento que después se pueda desarrollar; de ahí surge otro proyecto llamado SubteManifest, que cumple esa misión.



¿Qué sucedió con Ocesa cuando ustedes intentaron traer a los Dandy Warhols? ¿Hubo algún movimiento sucio, como se rumora?

MD: No hay que hacerlo tan escabroso, ni tan tenebroso. A las bandas las consigues a través de booking, ¿quién tiene la mayor cantidad de contactos con estas empresas, con los bookers? Pues Ocesa, obvio; ellos son quienes inician este mercado. Y obviamente a lo que te dedicas es a manejar el mercado y no dejas que nadie más lo tenga. Buscas a la banda que te interesa, ves si puede venir, hablas con el booker, si puede venir en la fecha que a ti te interesa, bookeas; luego haces una oferta. Obviamente esta oferta nunca es secreta ni nada así. Muchas veces a esta oferta le sigue una contra oferta y empieza una suerte de puja. Y muchas veces por eso es que traer a una banda es tan caro. Si tú ofreces tal cantidad y luego alguien ofrece n 10% más, y luego nosotros 10% y de repente ya llegaste a un 50% más. Lo que sucede es que te vuelves completamente débil frente a una empresa que tiene dinero. Lo que tienes que hacer es saber negociarlo, y si no se puede, pues no se puede.

Cuando teníamos la oportunidad de tener a los Dandy Warhols como headliners, ya teníamos todo cerrado y todo estaba ahí; pero tan fácil como que alguien te lo quite y además lo ponga el mismo día que tu evento.

¿Y con Interpol? ¿Es cierto que contaron con el apoyo de otra agencia, Iguapop, que es otra promotora con un gran peso internacional?

MD: Es lo mismo, todas las ofertas se contra ofertan, finalmente es la banda la que decide con quién irse. Iguapop existe como Iguapop España e Iguapop México, obviamente tienen mucha más fuerza en Europa que acá. Es un grupo de chavos interesados en que la experiencia valga hasta más de lo que pagas. Al final del día te das cuenta de que contra ofertar y contra ofertar es muy costoso, entonces te apoyas de gente que tenga mayor empuje y mayor peso para hacer algo, y afortunadamente ellos decidieron ayudarnos.

El Manifest, como festival que lleva tantos años teniendo lugar, puede brindar una perspectiva específica de cómo han variado las negociaciones para traer bandas internacionales a México, ¿no es así?

MD: Yo creo que depende de cómo lo veas. Si hablamos a un nivel de mercado hay millones de mexicanos, una gran cantidad de estos millones son jóvenes, y de esos millones a muchos les gusta la música. Esto da para hacer el festival del rock, el festival del reggae y de lo que sea. El Manifest intenta ser un festival de propuestas, puedes venir a ver a Interpol y de paso ver a los Teddybears.

Ahorita ya estamos llenos de MARCAFESTS. Es cierto que no puedes sobrevivir solo, si lo haces solo el boleto se dispararía al doble o al triple. Necesitas del patrocinador para bajar el costo. Aún así todo está en riesgo porque todo depende de la taquilla, igual que en cualquier otra empresa que se dedica a esto. Porque al final del día, donde tienes el punto de equilibrio y por lo que logras hacerlo, es la taquilla. El chiste es que cuando hay una marca atrás ya tienes el CIGARROFEST, el AGUAFEST, CERVEZAFEST, TELÉFONOFEST.

Llegas a un momento en el que dices: claro, si él paga todo el riesgo, pues a mí qué me importa si entra o no entra la gente. La marca hace su experiencia y lo único que hacen es llenarte de marca. No digo que no usemos las marcas, claro, pero el punto aquí es que cada marca va en pro del que compra su boleto. La marca tiene que dar un valor agregado. No como consumidor, sino como asistente. Tú llegabas y NOKIA no te decía "compra NOKIA", sino que te decía "prende tu bluetooth y bajas el liveact" . O te decía Myspace: "súmate a la red y gana pases para los Secret Shows". Prende tu bluetooth, manda "interpol" y te mando la ficha de la banda. Obvio, hay una herramienta en que tengas un "hands on music", pero para nosotros es como una regla: en el Manifest no había una lona colgada, porque no se trata de exposure, se trata de decir qué le puedes aportar a los invitados, se trata de decir "ven y pásatela bien".

Nosotros lo que hacemos es poner en circuito cerrado lo que pasa en los otros escenarios, para que no te lo pierdas. Al final del día creemos que la marca te tiene que dar algo a ti y no tú a la marca. Nosotros contábamos con los camiones que daban transporte. El beneficio que te dan los festivales de marca es la marca. Siempre se trata de buscar qué es lo que podemos hacer, poco o mucho, pero qué podemos hacer. Cuando fue el Manifest en el Toreo dijimos bueno, no se puede presumir de que sea una gran locación, entonces buscamos otra manera de ayudar a la gente que nos escucha y una parte de las entradas la donamos.

MC: Nosotros tenemos un certificado de pro natura, de emisiones cero. Todo lo que contaminamos en el festival, esto es: plantas de luces, el transporte con camiones y aviones; ese cálculo de la contaminación teníamos el compromiso de contrarrestarlo, plantando árboles en un terreno en Oaxaca. El Manifest es el primer festival a nivel mundial que resultó con emisiones cero, no emite ningún tipo de contaminación.

MD: El LiveEarth contaminó, es obvio: plantas de luz, aviones, los coches de la gente que va, la basura. Esta gente [pro natura] va y revisa cuánto vas a contaminar, tú tienes que contraponer o equilibrar, en nuestro caso lo vas a neutralizar. Ellos te dicen: tú contaminas tanto, cómo le vas a hacer para neutralizarlo. Un árbol neutraliza tanto: entonces tienes que hacerlo, si lo haces te dan un certificado. Nosotros lo tenemos. Obviamente te cuesta una lana. Pero es el costo de hacer algo diferente y ser independiente.

Entonces, por los 700 pesos (Manifest 2007) que estamos pagando por el boleto, estamos pagando por más que la simple ejecución de las bandas en vivo.

MD: Estas pagando que tú no contamines. Aquí podemos hablar de la impresión de los boletos, cuánto te cuesta un boleto cuando lo vende TicketMaster; la calidad de la seguridad, la calidad del sonido, eso es otra cosa. Seguro te tocó hablar con Héctor del Corona: enfrentarte a un evento de padrísima convocatoria y un audio pésimo.

MC: También se trata de que digas: pagué 700 por el boleto, pero tuve una experiencia importante, vi a la banda que quería ver, estoy colaborando para que tenga emisiones cero, por lo que contamina MI coche al venir aquí.

¿Por qué el boleto de otros festivales es más barato aunque incluya más bandas?

MD: ¿Sabes cuánto te paga un patrocinador por el naming? La mitad del boleto o más.

¿Han considerado valerse de eso en el Manifest?

MD: Entonces no serías auténtico, no eres honesto, no eres una propuesta... Que está bien difícil, sí, pero se vale, ¿no?

La pregunta incómoda: ¿Cuál es el costo de traer a una banda?

MD: Es que es difícil. Te lo doy y lo primero que vas a hacer es dividir el costo del boleto y decir: "¿qué pasó?". Pero te tendría que explicar muchas cosas, como que tienes que pagar derechos de internación, tienen que comer. Si la banda está en promoción y el disco está a la venta, la disquera te dice "te pago el avión", y así los ayudas y te ayudan.

MC: No es lo mismo lo que pagas en Europa que en EEUU o México.

¿Por qué?

MC: Obviamente no vas a cobrar lo mismo un show en Colombia que en EEUU, porque simplemente el sueldo mínimo es una realidad. No es lo mismo un precio en Centroamérica o en Sudamérica, que Europa o Estados Unidos. Esto pasa en el rock, en el pop y en cualquier área. Con Paulina Rubio es lo mismo.

MD: Tú fuiste a Coachella, tú viste a las bandas, piensa en el costo de las bandas... 110 dólares... cuántas bandas... divides el costo por banda y hasta haces la broma del Corona de "10 pesos banda". Seamos realistas, ¿qué bandas son, cuántas? Y ahí viene ya la onda. Vas los tres días a Coachella, tomas cerveza; mínimo acabas consumiendo al día 70 dólares. 70 dólares por tres días son 210 dólares. Tu playera, tu limonada, tus discos en Virgin, te gastaste en promedio 300 dólares. ¿Cuánto te costó el boleto, 300? No, te costó 600. ¿Por qué Coachella es más barato? Porque la cerveza te cuesta 7 dólares. A veces nos bloqueamos y no nos gusta ver eso, la verdad. "Es que es carísimo". Nosotros vendemos el boleto a 60 dólares. Una cerveza aquí te cuesta 30 pesos, menos de la mitad de lo que cuesta allá. No te pongo de ejemplo el Manifest porque hacía frío, tomaste menos; había colas, tomaste menos.

Las bandas cobran más aquí porque aquí se pelean por traerlas. Allá la banda pide estar, y si no le pagan, con tal de estar en Coachella, vale. Esa es una razón. Otra: aquí tienes que volar a las bandas, tienes que pagar internación, les tienes que pagar hotel, comida, si es una banda como The Rapture, que son ocho, más el manager, más el equipo... ¿Cuánto vale una banda? Te podría decir que varía mucho, el doble. Poner a The Rapture a tocar en California comparado con México: El doble. Porque tienes que pagar todo eso.

Quiero que veas en qué lugar nos ponemos nosotros como consumidores. El consumidor ve el precio del boleto y lo castiga y lo califica. Lo peor de todo es que cuando pagas un boleto barato (no quiero sonar mal con Héctor, sé que están haciendo un esfuerzo enorme); pero un sonido deficiente, en una carpita de tela, ahí donde toda el agua se escurría... Te das cuenta de que suena mal, no están las condiciones necesarias; es cuando dices: pagué un boleto barato, tengo una producción barata. ¿Por qué el boleto es caro? En el Manifest el equipo es importado, lo puedes ver hasta en las vallas de seguridad. Nos encargamos de cuidar todos los detalles.

Son 15 millones de dólares lo que genera Coachella, solo de boletos, más 15 millones de alimentos. Son 30 millones de dólares, más o menos. Más que tienen muchos patrocinadores: AT&T, Heineken, y un banco. ¿Sabes cuánto paga cada uno? Pero te estoy hablando de la taquilla de la entrada, son 30 millones de dólares. 600 pesos de nosotros, entran buena onda 20 000 personas. Seis por dos, 12. 12 millones de pesos, ¿qué hace un festival de un millón de dólares contra un festival de 30 millones?



¿Es Ocesa una de las dificultades con las que se enfrentan al querer hacer el booking de una banda?

MD: Para cada festival necesitas un permiso de responsabilidad civil, que si no lo tienes... Eso te lo da el gobierno. Que todo va a salir bien: Permiso de seguridad, de logística, de entradas, de salidas de emergencia, seguros. A Ocesa el venue no le cuesta. Imagínate que quieres poner una cafetería junto a un Starbucks, aunque su café sea más caro: estrategia de marketing, capitalismo... En México son muy caros los eventos porque alguien pide 10, yo pongo 12 y alguien oferta 17. Si quiero ganar, tengo que ponerle 18, ¿y sabes en cuánto va a salir el boleto?

No somos la espinita en el zapato, somos una propuesta. ¿Que el boleto va a costar? Pues claro. Pero ya no nos vamos a comparar con Ocesa, porque ya nos comparamos con nosotros mismos. No vamos a tirarle a Ocesa porque no es lo que hace falta, hace falta superar a los otros Manifests.

No queremos evadir el tema, pero preferimos hablar de nuestros propios esfuerzos, de las bandas que traemos. Ellos son rudos, pero no sucios, y a fin de cuentas nosotros llevamos a cabo el festival exitosamente. Hemos crecido durante siete años, no hemos sobrevivido ante el gigante; hemos hecho nuestros propios méritos. Me parece un punto de vista válido.

MC: Se trata de la música. Hoy, México es una ciudad llena de música. El festival del Centro Histórico, sus escenarios, la calidad de las presentaciones, el festival de Jazz. El problema es que hay cosas más populares que siempre tienen más atención. Lo padre es ser parte de este cambio donde hay más oportunidades de que digas: "¿a cuántos conciertos fui en este 2007?"

Como conclusión: ¿Por qué pagas lo que pagas por un concierto?

MD: Porque hay seguridad, porque no es un parque abierto, porque tienes que cercarlo, porque necesitas un permiso de responsabilidad civil, porque tienes que tener a paramédicos, policías, seguros, levantamientos, internaciones legales, alimentos, bebidas, emergencias, ambulancias, escenarios, barricadas, gente de logística, de alimentos, de audio, gente de video, de iluminación, importar equipo, montar escenarios, montar bardas, volar a la gente, hospedarlos, cubrir sus gustos. En nuestro caso es métete cuatro meses antes, barre, limpia, corta el pasto, pinta las banquitas, pon señalamientos, te dicen que necesitas otra puerta; inventa la puerta, constrúyela, ábrela; un pasamanos. La gente no puede llegar: pongan camiones. Y además: págale a las bandas... Proporcionamos un extra cada año con las exposiciones. Y luego que te cuestionen por qué el boleto cuesta lo que cuesta...

MC: Lo que queremos es que digas: pagué 700 pesos pero de verdad me gustó. Que realmente digas "qué experiencia". Que la gente asista al Manifest porque ya sabe de qué se trata, aunque no sepa qué bandas vienen. Las bandas mismas se fueron satisfechos. Los Horrors se la pasaron en el festival, disfrutándolo, impresionados por la calidad del festival, del sonido y de todo lo que hicimos.

MD: El problema es que somos bien fuertes criticando y nos preguntamos ¿por qué allá es más barato que acá? Pero es porque no estamos tomando en cuenta lo que te había explicado. El costo de lo que se consume en el festival. Necesitamos que el festival sea sustentable, porque si no, se acaba. Si va mal, se acaba. No hay modo de decir: en el concierto que viene me recupero, porque es el único, es una "one shot opportunity". Pero no es un negocio frío.
Twitter Twittéalo Facebook Compártelo en Facebook

16 comentarios: on "Un poco más sobre Manifest"

fre dijo...

Me tienta la presencia de Constantines, Broken Social y teenagers...

Pero, el tiempo de festival no me alcanza para disfrutar a estas bandas. Prefiero gastar en una presentacion unitaria (aunque completa) en el vive cuervo.

En cuanto a la entrevista publicada:

Asistí al Manifest07, me pareció muy bueno, el sonido cumplió, el lineup tambien (a pesar de the horrors y otros), fue bastante divertido por lo que aportaron Yo la tengo y Rapture
(Interpol hizo lo justo, no fue la gran maravilla).

Uno como melomano solo puede exigir en la calidad del sonido (las bebidas y la comida es lo de menos).

Como consumidor se tiene que exigir en la seguridad del evento ¿te acuerdas pablito Zacarias?

biz dijo...

Tremenda entrevista. Más vale tarde que nunca, creo que llega en momento adecuado para aclarar lo que está pasando y lo que viene para el otoño. Saludos y nos vemos en la fiesta mañana.

sour dijo...

¡Ya todos preparados para el diezAunofest de mañana! Piensen en las ventajas de no tener que pagar su boleto.

Christian dijo...

weeeyyy...!!!!!!

Metallica en México!!!!!!

http://www.lifeboxset.com/?p=1269

Zu dijo...

mas que quejarnos por el precio del boleto, nos quejamos por lo poco que recibimos por el precio del boleto. Esa idea de: es que recibir dinero de patrocinadores es malo, muerte al capitalismo, es una soberana estupidez. Sí, son marcas, sí, es molesto ver coca cola en todos lados, pero también, en un país donde la gente gana 5 dolares el día, te importa un cacahuate que tengas la manta de coca cola al lado si con ello puedes ver a tu banda favorita en tu país y sin tener que pagar 1 mes de tu salario.

Ahora, ¿por qué todo el mundo debería tener una idea de lo que cuesta organizar un festival antes de quejarse? Muchos lo sabemos, ya sea porque trabajamos en medio o andamos de metiches o lo que sea, pero si alguien le mienta la madre a un organizador es porque este organizador no cumplió con lo pactado al momento de comprar un boleto. Que es dificil, por supuesto que lo es, sino todo el mundo sería promotor, pero esa no es excusa para que hagan mal su trabajo o nos conformemos o digamos, pues no estuvo tan mal. Si no se ganara dinero en este negocio, no habria gente en él, asi de simple. Y si no pueden, o esta muy dificil, pues que no lo hagan, asi de sencillo.

Es un hecho que occesa es un monopolio y que cuestan caros los boletos con ellos y que meten marcas pro todos lados, etc.etc.etc, pero es un poco cansado escuchar quejas de lo mismo siempre. Y tampoco se vale utilizar esos argumentos para que la gente te disculpe tus burradas y siga asistiendo a tu festival, asi de simple...

En fin, pues como entrevista es interesante, sobre todo la parte de pujar para traer al alguien... Saludos!

Emmanuel dijo...

las mamás tiene que pujar para traer a alguien al mundo. ¿a eso se refieren?

estoy de acuerdo con Zu, no me quejo del boleto comparativamente, pero por esa mimsa lana deberían regalarte una botella de johnny walker y hacerte piojito durante el concierto.

¿que recibes a cambio? gorilas de seguridad manoseándote, colas inmensas, mal servicio de boletaje, inseguridad, mal sonido, malas locaciones, estacionamientos insuficientes... en fin, la lista se extiende ad infinitum.

¡NO SE DEJE!

Yo, Vakero dijo...

Recuerdo muy bien las colas inmensas... creo que eran fans rubias de Los Killers, ufff.

Demasiada oferta (la festivalitis), mucha demanda y precios altos. Así es el bizne; digo, ya no se venden taantos discos como antes (si no te llamas Shakira).

Propongo el ChingueasumadreFest como portesta.

Ya.

Mr. Heart Attack dijo...

No todo está en manos de los promotores para que una verdadera escena crezca. El público también debe poner de su parte... es sólo una idea.

Hey Sofía muy buena la entrevista. Deberías subir las demás... tengo especial interés por la de Kontrabando.

Saludos!

Gordolobo dijo...

eso de que es mas barato el precio del boleto porque es mas cara la chela es una reverenda pendejada. es mas cara la chela porque hay mas poder de consumo y habiendo mas poder de consumo, el hecho de que el precio absoluto de la entrada se a mas barato le da una nueva magnitud a la cosa.

ademas en ningun pinche festival venden la chela 30 pesos.

simplemente es por los patrocinadores. bleh

a ver si te vuelves a quejar del MX beat.

Ricardo dijo...

nada de esto pasaria
si todavia
existiera en este pais
raul velasco
el si organizaba buenos festivales y gratis


pinche pendejos

Ricardo dijo...

ahora a huevo
todo tiene que ser
muy
indieeeeeeeeeeeeeeeeeeee


todas esas bandas estan muy feas
y no es cuestion de gustos
realmente estan muy feas

Ricardo dijo...

para empezar en estos festivales
deberian regalar la cerveza

un boleto de 700 para arriba mereces unas 15 cervezas gratis al menos
y asi nadie la hace de toz


pero estos weyes
por mas que sean pro ecologia
son unos pinches avaros
y esta bien es negocio

pero no hay que ser un pendejo
para los negocios se necesita encontrar maneras.

todos debemos estar contentos

Emmanuel dijo...

yo tarzán

ofrezco neta absoluta

tú quejarte de mi idiotez

yo comentar anónimo.


arrrgh!!

woakin dijo...

Hace dos días postearn esto en el twitter de manifest:

"6 Semanas Para MANIFEST '08 - Junta de Producción, Logística, Venue, Accesos, Seguridad, Montaje, Rutas, Etc."

Los organizadores de Lollapalooza dieron fecha para el 2009 a dos semanas de terminar el 2008 y ya están planeando lo de los voluntarios, la comida, etc.

Creo que en eso deben aprender mucho todavía.

Serchenko dijo...

Jejeje y asi quieren ser un "mini Coachella" :P

http://www.eluniversal.com.mx/espectaculos/71073.html

Jorge Alor: "Ocesa juega legalmente, pero pega duro."

Daniel dijo...

A Coachella lo han cancelado unas pocas semanas antes??????

Publicar un comentario