11 de noviembre de 2007

No More Strangers

Travis en el Vive Cuervo Salón, Viernes 9 de noviembre

Por Sofía

It followed me to L.A.
Down to Mexico
Came in through the back door
At the start of the show


La primera vez que escuché una canción de Travis fue en el 2000 y la canción fue Turn. Cuando terminó pensé: "qué clase de estúpido dice que la luna es un gran globo, pinche grupo basura". Sólo un par de semanas después escuché Writing to Reach you y supe que ya me había llevado la chingada y ésta iba a ser mi banda contemporánea favorita. Realmente Travis marcó el fin de mi etapa de puberta furiosa y me convirtió en la amante del rock facilito que hoy -orgullosamente- soy.

Mentiría si dijera que como fan me tienen satisfecha. El The Man Who está en mi lista de cinco discos favoritos de toda la historia, pero a partir del Invisible Band comenzaron a decepcionarme. El 12 Memories me hizo dudar de seguir comprando sus discos, cuando salió The Boy With no Name entendí que mucho de lo que amaba de Travis era que soundtrackeaban mi vida independientemente de la calidad de sus producciones, independientemente de lo que la crítica y los "conocedores" puedan decir sobre ellos. Travis, para mí, ya estaban mucho más allá que un gusto común y una admiración por una banda; eran, genuinamente, parte de mi vida.

El viernes pasado llegué esperando todo de los escoceces. En estas épocas de poco dinero y muchos conciertos, uno tiene que sacrificar ciertas cosas por otras y yo había renunciado a un par de conciertos por pagar este. Cuidadosamente guardé en un mensaje del celular el setlist para todos ustedes, pero lo borré sin querer. Nunca logro llegar a casa con el setlist de un concierto, luego les cuento la cantidad de cosas que me lo han impedido en muchas ocasiones.

Ahora Fran Healy luce una cabeza calvita y donde no hay calvita hay canas. Andy Dunlop pierde su gran momento en Sing cuando el banjo emite un sonido insoportable, Neil notadaddy como siempre en el tranquilo fondo, Doug Payne no se cansa de derrochar su sensual arrogancia. Travis es una banda completa que no necesita escándalos ni mamadas para llamar la atención y el viernes pasado me di cuenta de que como yo, mucha gente aprecia esa honestidad y carisma.

No recuerdo cuántas canciones tocaron, deben haber sido alrededor de 25 porque el concierto duró como dos horas y 20 minutos. Las que canté casi en soledad fueron Good Feeling y Pipe Dreams, las que extrañé del concierto pasado en el Palacio de los Deportes fueron I Love You Anyways, Slide Show, Blue Flashing Light... bueno, varias, pues el concierto fue considerablemente más corto, pero también más intenso: Fran Healy cantó 20 sin micrófono, después de pedir cinco veces a la gente que por favor se callara. Cuando por fin todos se quedaron en silencio, el momento fue increíblemente intenso y la voz de Healy se dejaba escuchar desgarradora y entregada. Un gran regalo para la audiencia mexicana.



Los mejores momentos llegaron (como era de esperarse) con canciones como Sing, Side, Turn y los hits que hacían que todo mundo levantara la voz, las manos y ambas. La versión acústica de Flowers in the Window hizo que nos moviéramos uniformemente de un lado a otro como retrasados mentales siguiendo una luz de colores, al tiempo que entonábamos taradamente Lala la la la...

Y no, lejos de ser taradez, lo que pasó esa noche fue que tuvimos a solo unos metros de distancia a una banda entregada y carismática, cuidadosa y detallista, que por más de dos horas mantuvo al público enamorado del escenario y contento de poder compartir esa sensación con otros cientos de voces que no se cansaban de pedir más Travis.

Prometieron regresar pronto. Los que hemos estado ahí las tres veces que han visitado la Ciudad de México sabemos que cada vez son menos ajenos, menos banda de rock, menos rockstars, menos lejanos. No más extraños.
Twitter Twittéalo Facebook Compártelo en Facebook

9 comentarios: on "No More Strangers"

Mario dijo...

Igual yo, vi a Travis la misma semana que a Daft Punk, y pues vi las dos caras de una misma moneda. En el caso de Travis un espectaculo totalmente austero, un sonido practicamente organico con muchisima interaccion con el publico, hasta gags de comedia parecieron hacer por momentos, pero un gran show eso es innegable. Daft punk pues todo lo contrario, pero al final otro graaaan show.

Zu dijo...

yo llegue "comprada" a ese concierto.Después de la decepción del Manishit necesitaba algo que me hiciera recuperar mi amor por la música. Es curioso pero Travis normalmente no aparece en mi recuento de bandas favoritas a la primera, siempre requieren de un segundo pensamiento y sin embargo, ellos han dado 3 de los mejores conciertos de mi vida. A mi me gusto 12 memories, por cierto, se me hace un disco maduro y bien hecho en cuanto al momento que estaban pasando pero sobre todo, lo que me gusta de este grupo es que no salen a "hacerte el favor" como Interpol o simplemente a cumplir. Salen y de verdad parece que se están divirtiendo, o al menos yo espero que se estén divirtiendo, no son codos a la hora de regalar su música, lo hacen con todo el corazón.... Yo canté, baile, me tuve que subir a una maldita barra para verlos (chale, si son altos no sean mala onda y quedense atrás! sé que no es su culpa que uno este enana pero se siente re feo no ver más que cabezas, jeje) Y sí me tocaron muchos que sólo se sabían las del último disco pero no me importó, yo me desgañite en cada canción aunque jure que iba sólo a escuchar pero es que es imposible quedarte callado cuando escuchas su música, te invita a cantar y a disfrutarla y ni modo, hay que hacerle caso :-P

De nuevo, y aunque el concierto estuvo más cortito pero aún así nos regalaron 5 o 7 cancioncitas más que su set normal, voy a repetir lo que dije en agosto, si todas las bandas que no son "pop facil" o no son"ñoñas" o son "avant garde" hicieran lo que Travis puede hacer en el escenario, con que pinche gusto compraría uno los 20 mil boletos de los 20 mil conciertos y no se sentiría uno estafado al final.

Además, me encanta que todo el mundo (al parecer menos yo) puede presumir su foto con los integrantes. Ay! ojalá otros que acaban de venir fueran tan sencillos como estos muchachos, porque ESA sencillez, y no la mamonería que se cargan algunos, es signo de grandeza.

Por último, el viernes me dí cuenta de algo, si quieres ver el éxito que tuvo un concierto, fijate cuánta gente se queda a comprarse su camiseta, que barbaros! yo ya no encontré la que quería porque estaba atascado de fresas, fans y colados en busca del bonito artículo de colección... en fin, no me importa que sea rock "facilón" o que sean "niños chillones", whatever... TRAVIS RULES!

Mario dijo...

ja ja... cierto, en Guadalajara el concierto paso con mas pena que gloria en cuanto a asistencia, pero la gente que fue (como 70% de un lugar para 5500 personas) la paso bomba. Al final fui testigo como los pocos aventurados a hacer merchandise pirata tuvieron su instante de fama cuando literalemte gente se daba jaloneos por llevarse su merrcancia.

Sofía dijo...

Buuu, yo no tengo foto con los Travis!

Es que ni supe dónde se quedaron ni nada.

Ni me compré mercancía porque soy feliz con mi playera de travis vieja (tiene como cinco años) y qué mejor recuerdo que el concierto en sí mismo.

Qué bonito estuvo 0.0.

kukka . dijo...

Yo no soy fan de Travis pero quería dejar mis dos centavos(?) y decir que acá en Argentina estuvieron el 2 de noviembre en un festival junto a Starsailor -que tocó antes que ellos- y The Killers -que se tomaron unos buenos 40 minutos para empezar luego de ellos-. Como ninguna de las bandas me enloquece como para pagar los precios del festival, terminé trabajando cortando tickets para los que entraban al campo (quedé exhausta, no lo vuelvo a hacer ni loca) con la promesa de ver gratis a las bandas una vez que terminara. Terminé de trabajar hacia el final de Travis, los últimos tickets los corté tarareando The Beautiful Occupation, uno de los pocos temas que conozco de ellos, y me fui a ver lo poco que mis piernas aguantaron del show de The Killers.

Pero mi opinión no es lo que cuenta, sólo venía a contar que toda la gente que me comentó que estuvo durante todo el show dijo que sí, The Killers son quizás la banda más 'conocida' acá (aunque vi una buena cantidad de gente entrar con remeras de Travis, me sorprendió mucho), pero que su show fue insípido y bastante insatisfactorio. Por todos lados lo que se oye es que Travis se lució como pocos y opacó completamente a la banda headliner del Festival Yeah!

Pensé que sería interesante contarlo!

Emmanuel dijo...

Esos de Travis son maricas!!!









jajaja. No es cierto. Bueno, igual y sí, pero a mí qué. Sólo ando chingaquedito.

Anónimo dijo...

Travis mejor que los Killers... por supuesto, la próxima vez lo daremos por sentado. No había visto, en mi pequeña e inutil vida, tanta emoción en un escenario. La neta estos weyes saben cómo ganarse el corazón de la gente. Y qué chido que bandas como ésta decida hacer su nueva producción en nuestro país, digo así se animan más bandas y, quien sabe, quizás algún día veremos a radiohead (de nuevo) o a los sigur ros por estos lares.

Anónimo dijo...

Saludos pues a mi el concierto del viernes fue muy pero muy bueno creo que ha sido de los mejores de mi vida, y la verdad esperaba algo mas... no se, tal vez algo mas largo que el anterior, pero este fue mas emotivo, aunque hicieron el mismo cuento del principio y lo mismo de corear a klaus pero, cantar la de 20 acustica y como la canto te deja... y la verdad escuche el audio del festival Fenix y si les creo que en mexico es el mejor publico incluso por el tracklist te das cuenta, y ellos van a dar un concierto que queda en la memoria del publico, y digan lo que digan travis es muy bueno en vivo,
Top 5 de conciertos
1.- Travis salon 21
2.- Travis palacio segundo
3.- Muse palacio
4.- Coldplay palacio
5.- Travis palacio primero

El Tino dijo...

Pero es malo se fan de Travis o qué pedo. Chala ps a mí si me gustan y no tengo mucho escuchandolos creo que nomás desde 1ero de prepa.

Publicar un comentario